El jardín del exilio

23 octubre, 2016

La muerte de la socialdemocracia

Filed under: Articulos — Iván Bethencourt @ 5:15 pm
Tags: , , ,

rosa-desangradaDespués de una virulenta, agotadora e infructífera batalla ideológica, librada ya desde los albores del Siglo XIX, se pongan como se pongan los más acérrimos defensores marxistas o socialistas, la dolorosa verdad no es otra que esta: la izquierda nunca ha sido capaz de ofrecer una alternativa real al capitalismo, a todas las injusticias y sufrimiento que provoca a millones de excluidos, a quienes niega el derecho a una existencia digna. La caída del Muro de Berlín en 1989 certificó de un plumazo lo que todo el mundo ya sospechaba: el comunismo estaba destinado a hundirse bajo el peso descomunal de su enorme e ineficaz maquinaria burocrática. Y lo peor de todo: no fue ni por asomo más justo que el capitalismo. Era el fin de la gran utopía de la clase obrera. Aunque… ¿fue algún día un sueño de la clase obrera? ¿Soñaba el proletariado de verdad con el comunismo? Lo pongo en duda. Quizá con una situación algo más justa, pero no necesariamente con el comunismo.

Así las cosas, aunque ya mucho antes de la caída del Muro, una izquierda realista se acogió a la socialdemocracia como último bastión de su discurso en favor de las clases medias y trabajadoras: su buque insignia, el estado de bienestar. La estrategia consistía en presentar una cara más amable y dulcificada del capitalismo, un capitalismo cuyos excesos serían corregidos por un estado democrático fuerte y al servicio de los ciudadanos. Más aún: se alentó la idea de que el capitalismo, bien regulado, obraba en beneficio de todos; era algo bueno y saludable, casi lo natural…

Entonces vino el segundo varapalo para la izquierda, de hecho, su tiro de gracia: la gran crisis del 2008. La dicotomía consistía en lo siguiente: el enorme tinglado del estado del bienestar dependía de que el gran capital pudiera seguir creciendo en manos de una minoría privilegiada. Porque, bueno, si tenemos hospitales, colegios, seguridad, prestaciones por desempleo y jubilaciones garantizadas para todos ¿a quién le importa? Ah, pero —algo que parecía impensable hasta no hace mucho— ¿y si el gran capital de repente se ve amenazado? Pues hay que rescatarlo, recuerda: tu bienestar depende de su buena salud… Entonces los gobiernos de todo el mundo, con los de signo socialdemócrata a la cabeza, detrajeron recursos que los estados destinaban a prestaciones sociales para salvar al sistema de la quiebra o, lo que es lo mismo, la posición de privilegio de las élites capitalistas. Para que quede claro: si un gobierno socialdemócrata, ese que defiende tan apasionadamente los derechos sociales y la igualdad, en última instancia se ve obligado a elegir entre una reducida minoría y millones de ciudadanos pobres y de clase media… la propia lógica de sus tesis lo empuja irremisiblemente a alinearse con los poderosos. La socialdemocracia está acabada. Lo cual también significa que es el final de esa bonita idea del estado del bienestar. (more…)

6 julio, 2014

Cuándo y por qué deberíamos pagar más impuestos

Filed under: Articulos — Iván Bethencourt @ 8:32 pm
Tags: , ,

pilares_estado_bienestarLlega uno a hartarse de tanto debate estéril, ese tipo de debate que copa las parrillas televisivas o los programas de radio y cuyos argumentos los tertulianos acaban convirtiendo en una terrible tautología, absolutamente ideologizado y plagado de lugares comunes. Ya no lo aguanto más, cada día veo menos la tele y me aíslo más del mundo (¿terminaré viviendo como un estilita, subido a una columna?). Y es que casi nunca se llega al fondo de las cosas, nos conformamos con flotar cómodamente en la superficie. Pero, como es ya costumbre en este blog, vamos a intentar dar un paso más y ofrecer algunas respuestas a problemas que nos inquietan. Para ello hemos de sumergirnos un poco más de lo que solemos. ¿Preparado?

Uno de los debates más cansinos de los últimos tiemposya saben, por algún motivo TODO tiene que pasar por el aro de la economía—, aunque antiguo, tiene que ver con la machacona ofensiva neoliberal que pretende convencernos de que deberíamos pagar el mínimo posible de impuestos. He de decirles algo: el neoliberalismo es imbatible en el ejercicio de la demagogia. Tanto, que incluso una buena parte de las clases medias y trabajadoras lo han adoptado como credo que explica, no ya sus vidas, sino el universo entero, aun cuando sus postulados claramente les perjudican. Ojo, estos señores del dinero saben perfectamente lo que nos gusta, así es: como en la propaganda de McDonald’s, “¡Sabemos lo que te gusta!” Y tanto que lo saben. Hamburguesas grasientas que acabarán mandándonos al otro barrio con las arterias tupidas de colesterol. No en vano estos señores invierten miles de millones en averiguar “lo que nos gusta”, de modo que no debe sorprendernos el hecho de que estén parapetados en las cumbres más altas del poder. (more…)

15 junio, 2013

Un estado sin nosotros

Filed under: Articulos — Iván Bethencourt @ 8:51 am
Tags: , ,

Estado de bienestar

Si abrimos la prensa, acudimos a Internet o escuchamos el telediario, incluso si consultamos los puestos de libros más vendidos, comprobaremos que estamos en medio de una auténtica avalancha de información de índole económica: todo converge en la crisis económica, todo es la crisis económica. Uno ya empieza a hartarse un poco, pero es comprensible. Hemos vivido durante muchas décadas dando demasiadas cosas por supuestas, ahora intentamos comprender. Sobre todo lo que nos espera.

Abundan teorías y análisis para todos los gustos. Yo les voy a decir lo que pienso. No cabe duda de que superaremos la crisis económica, dentro de algunos años. La cuestión es que la mayoría saldremos más pobres y viviendo en peores condiciones mientras que una minoría habrá incrementado considerablemente su riqueza. Más aún.

Se trata del primer punto que debemos tener en cuenta: la cuestión no es que haya dejado de existir la riqueza que había antes, y por tanto nos veamos obligados a hacer recortes. La crisis económica actual se explica en el sencillo hecho de que se ha producido un trasvase brutal y descarado de capital desde las clases pobres y medias a la clase adinerada, es la asombrosa historia de un expolio consentido por nuestros gobernantes. Luego, las medidas que se están aplicando para contrarrestar los efectos de la crisis son inservibles. Porque es como si te robaran el coche debajo de tus narices y la única solución que te dan las autoridades consiste en ver de qué forma podrías conseguir un crédito para comprarte uno nuevo… Todo lo que no sea restituir los miles y miles de millones que nos han quitado es agua de borrajas. (more…)

Blog de WordPress.com.